lunes, 8 de octubre de 2007

ENCUENTRO EN LA TABERNA :

Hubo un día en que el amor, aquel oasis, emergió desde el rocío de un atardecer de invierno. El pasto yacía, como de costumbre bajo la escarcha insaciable cada noche. Mientras, las almas sin horizonte se sumergían en la mansedumbre del licor fermentado de caricias hambrientas de protagonistas.
Era una caverna oscura donde luciérnagas de carne hacían de su expirar humeante su única tentación satisfecha. Él se encontraba en la última mesa, su mirada despedía un fulgor inquieto, aún rebelde ante la sumisión asalariada de todo macho de clase media.
Pronto el segundo trago, fuera de presupuesto, haría sus efectos y aquel empleado público decidiría por ésta ocasión no marcar la tarjeta de su rutinaria existencia.
Los murmullos de las colillas desgastadas anunciaban la danza de la partida, una risa desangrándose en el espezo horizonte levantaría sus ojos desde el abismo expectante de las botellas vacías ¿quién sería ella?, le preguntó discretamente al humo del cigarrillo. No tardaría en recorrer hasta los últimos rincones sumergiendo sus sentidos súbitamente despiertos ¡ por fin junto la encontraría ! de pié junto a la barra saboreando el espectáculo dolorosamente inédito de las soledades insómnicas. Sin pensarlo siquiera se dirigió hacia ella para pedir un trago y observar su rostro, sentía el impulso inevitable de conocer la dueña de esa carcajada distinta a las de la oficina, la calle o del transporte público. No sería la belleza el atractivo de aquella mujer de sonrisa triste. Bastó una mirada al aciago aroma de una copa extraña, bastó un tercer ojo en el alma para saber qué buscaban...
Los astros abrazarían dos distraídos caminos. Luego de unos cuantos tragos habrían de pertenecerse, sabiéndose sin palabras, con toda la prisa de un espejismo urbano para hundir la soledad cotidiana en convulsivos alientos de anónimas caricias.
La respiración sudorosa de la tierra se confundía entre los pasos sin nombre igualmente desvestidos. Mientras , las sábanas prestadas aullaban y gemían como vientos de septiembre. Los volantines como banderas de lucha arrancaron las nubes de su sitio, hasta quebrar el catre del cielo en un vaivén sin revancha.
Ella,como en la noche anterior fue llamada DIOSA, Él en su intoxicación racional extinguiría el sometimiento irreverente a la heredada domesticación. Bastó un oleaje insolente para apagar las brazas, ¿quién sería Él quién sería Ella?, nunca habrían de descubrirse bajo los vestidos de la decencia diurna, una puerta cerrada anunciaría el regreso hacia el presente de cada uno. Toda abstracción utópica del amor sin recipiente se quedaría en el destello impenetrable de aquellos ojos partidos, con su historia escrita en el alma y en la tinta...hasta la noche siguiente.

17 comentarios:

Blogger Erranteazul ha dicho...

Entonces, sólo un deseo?. Sólo un sueño?...
Hermoso aún así. Pero si fuera real...INCOMPARABLE!

Un beso

8 de octubre de 2007, 14:07  
Blogger lux ha dicho...

veo que se trata de una nuevo blog de tu autoria.... muy bueno el relato,, quiza un poco barroco,, pero tiene ese no se que... bonita la imagen del vestido rojo que recibe a los visitantes....

8 de octubre de 2007, 16:29  
Blogger BELMAR ha dicho...



Más que sólo un artista plástico, Roberto Matta fue un credor de lenguajes, tanto visuales como textuales, y, en especial, inter-textuales... el discurso por los derechos humanos es una crítica visión de lo que en Chile pasaba por esos años, mezcla personajes de la conquista (Alonso de Ercilla, el primer historiador español en Chile) con la actualidad, lúdicos juegos de palabras y profundos cuestionamientos metafísicos y referencias a la actualidad de 1979, como: "se proponen liquidar lo que arranque en nuestra América con pinocharcos de sangre" (referencia a Pinochet, nuestro dictador en ese momento); "programadores de agravios que con balidos de pólvora tumban y tumban sin tumba" (referencia a los detenidos desaparecidos en nuestro pais), en fin, cada frase es un mundo de des-cubrimiento y de des-velamiento del "último surrealista". Por otra parte, el grupo Quilapayún y su musicalización ya es una grabación histórica para estos tiempos...

«Que salga el sol en el ser que nos dejen ser humanos que el sujeto humano está muy sujeto a ser humano» ( Roberto Matta )

9 de octubre de 2007, 7:45  
Blogger marciano ha dicho...

Me encanto tu relato, te dejo esta vez muchos besos diurnos y nos estamos leyendo…

10 de octubre de 2007, 14:02  
Blogger Papelucho ha dicho...

la musica es media tétrica de donde es? es chopin? igual es apta para el sabaneo

11 de octubre de 2007, 9:16  
Blogger Akeru ha dicho...

Cierra los ojos...
Siente el hálito detras de tu oreja...
La ligera brisa que expulsa mi boca acelera tu corazon...
Sientes mis colmillos en tu garganta...
Yo puedo darte todo el tiempo del mundo, para conseguir todo lo que deseas...
Felices mordiscos.

11 de octubre de 2007, 9:51  
Blogger franco ferreira ha dicho...

Siempre, pero siempre se agradece este tipo de blog. A peasr de lo barroco, como alguien comentó.
Gracias por aparecerte en lared.
Nos leemos ;)

11 de octubre de 2007, 15:09  
Blogger ERÓTIKA ha dicho...

ERRANTE AZUL, es una historia inspirada en la bohemia .Cualquiera semejanza con la realidad es pura coincidencia jejjeje.

LUX me encanta J.S.Bach...barroca siempre!!

BELMAR Matta sin duda tenía su antipoética forma de expresarse a parte de su genialidad creativa como artista plástico.

MARCIANO, me imagino que los besos diurnos son más decentes que los nocturnos, gracias pues.

PAPELUCHO la música es de J.S.Bach y creo que toda música sirve para el sabaneo y el silencio también ;)

AKERU me enkantan los besos en el cuello, mordiscos? mmm depende, podría ser, pero sin colmillos.

FRANCO bienvenido!

11 de octubre de 2007, 16:13  
Blogger El hombre de la Mancha ha dicho...

Tantas veces te he leido, y nunca supe tu edad, por tus palabras pareces mayor, y si se es mayor a los 45, Los habemos muy heróticos más que sexies.
Creo que con los años se nos olvidan las ganas de tirar al monton, y nos detenemos en el detalle, nos tomamos más tiempo para hacer el amor, calientes igual, pero pausadamente, pues a esta edad nuestro placer lo encontramos en ver a una mujer explotar más que en explotar nosotros.
Me gusta investigar en el sabor que existe entre las piernas de una mujer, volúmenes, sinuosidades, plieges temblores etc.
Si a esta edad los habemos sexies.
No te olvides que los grandes amantes se hacen después de mucho probar y entender que pasa entre las piernas de una mujer.

23 de octubre de 2007, 6:21  
Blogger Kitarosem ha dicho...

Escribes tan igual al poeta.....que son ustedes dos?

29 de octubre de 2007, 14:04  
Blogger Blue ha dicho...

Paso a dejarte mis mejores deseos en estas Navidades
y mucha Properidad para el 2008
Felicidades
gracias por la compañìa que me brindastes
besos
con cariño
Blue

19 de diciembre de 2007, 9:19  
Blogger Blue ha dicho...

ahora vengo a p dejarte mi saludo para el 2008, que sigas siendo tan lleno de emocion y pasion. besos
blue

1 de enero de 2008, 16:40  
Blogger Blue ha dicho...

pase a dejarte un besin
blue

22 de enero de 2008, 12:36  
Blogger Corazón Deshabitado ha dicho...

Me gusto tu relato en especial esta frase “Una puerta serrada anunciará el regreso hacia el presente de cada uno”…

18 de febrero de 2008, 8:26  
Blogger Don Juan de Marco ha dicho...

entre sabrosas nalgadas me ahogaba en tu olor, mordisqueando trozos de piel que sólo el placer conoce.
Entre gemidos te quise despertar, gozosa e inundada de caldos calientes y esponjosos.
Abriste los cubiertos de la mesa, bebi de tu interior rasgando la poca tela que cubría tu piel, te hiciste amante, te hiciste mujer, desechando el dolor para tomar las caricias.
Cada caricia de mi buscador de sabores recorrio tu interior inerte, ahogado, muerto.... haciendo revivir entre caricias cada uno de tus gemidos, tan suabe como la pluma me deslizé por tus senos frutosos, cada gota de rocío que nacian de ellos era recogido con ternura, mientras ellos se endurecían, no dejaba de pensar en cuánto obas a durar.... me rogaste volver a juntarnos, tus piernas se cerraron haciendome preso del placer, encarcelando la libertad del que te vió nacer luego de estar muerta....
Eótika siiiiiiiiiiiiiiii.........
Volveré con un juramento de placeres, con degustaciones de tu sexo, pero tendras que envolver el mío entre capullos dulces y empalagozos.
No olvido la suavidad de todos tus labios envolviendome en placer y regocijo.
Ha embestidas terminamos, a gritos ahogados especulamos, y entre placeres dormimos.

Don Juan de Marco.

28 de septiembre de 2008, 10:15  
Blogger Don Juan de Marco ha dicho...

Como te quedó el ojo caro.....
llamame.

28 de septiembre de 2008, 10:15  
Blogger Rodrigo Fuster ha dicho...

Hasta que llegó el día... los volantines, el cajon del Maipo... y un catre que cedía a las embestidas de un loco amante , que un día y sin más , se atrevió a invitarla, y lo que iba a ser sólo un café , se convirtió en un salvaje fin de semana donde se bebieron la vida de un trago.

27 de octubre de 2015, 8:37  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal